Construido sin compromiso, el legendario YZF-R1 es la motocicleta Supersport definitiva de Yamaha.

Dado que este modelo pionero está en el mercado, la introducción del revolucionario motor crossplane de Yamaha en 2009 ha sido uno de los desarrollos más importantes en la historia de la compañía. La tecnología de plano cruzado de Yamaha garantiza un par fuerte y lineal y transforma la experiencia de manejo de Supersport con una alta potencia de uso. Este fue el comienzo de una nueva era en la que Yamaha se ha centrado en mejorar el comportamiento de conducción y un mejor control.

En 2015, Yamaha introdujo una generación completamente nueva de tecnología de control electrónico, lo que permite a cada piloto explorar aún más los límites del YZF-R1. Aunque al modelo 2015 se le dio el mismo nombre de tipo que sus ilustres predecesores, en realidad fue una motocicleta nueva que marcó la transición del YZF-R1 de analógico a digital. En 2018, el YZF-R1 recibió una tecnología aún más avanzada para subrayar la sofisticación tecnológica de este buque insignia.

El YZF-R1 tiene un aspecto de carreras radicalmente nuevo para 2020. Esto, en combinación con un motor muy refinado y un chasis mejorado, aún lo convierte en el mejor modelo de Supersport. Con su nuevo estilo radical de MotoGP y siete controles electrónicos del conductor, el YZF-R1 para 2020 está más que listo para la tercera década del siglo XXI.

Cortesia Yamaha Motor Europe